Expertos abogan por que los pacientes puedan autoadministrarse la terapia más adecuada para abordar el angioedema hereditario

Aumentar textoDisminuir texto
Imprimir noticiaEnviar a un amigo

Alrededor de 50 alergólogos han apostado por que los pacientes que padecen angioedema hereditario puedan autoadministrarse su medicación porque, "no sólo puede llegar a la salvar la vida de un paciente, sino que elimina la sensación de angustia vital que sienten estos afectados" y, además, les dota de autonomía

Madrid, 11 de mayo 2011(medicosypacientes.com)

Alrededor de 50 alergólogos han apostado por que los pacientes que padecen angioedema hereditario puedan autoadministrarse su medicación porque, "no sólo puede llegar a la salvar la vida de un paciente, sino que elimina la sensación de angustia vital que sienten estos afectados" y, además, les dota de autonomía.

Durante una reunión celebrada el pasado fin de semana en Palma de Mallorca para analizar los últimos avances en los tratamientos del angioedema hereditario (AEH), expertos nacionales e internacionales han explicado que, en el I Consenso Internacional de diciembre de 2010, se determina que cada paciente con AEH potencialmente grave pudiera contar con dos viales de fármaco.

En este sentido, el internista del Hospital Luigi Sacco en Milán (Italia), el doctor Marco Cicardi, ha añadido que los especialistas internacionales están "a punto" de publicar el II Consenso Internacional que complementa al anterior pero que aboga por que "los especialistas médicos debemos implantar ya un programa de tratamiento bajo demanda para reducir la severidad de la enfermedad, como ocurre en otras patologías que pueden llegar a ser potencialmente mortales".

Así, este experto ha apuntado que, actualmente, esta patología en Europa está infradiagnosticada. "De hecho, sólo un 45 por ciento de los europeos afectados están bien diagnosticados", ha aclarado. En su opinión, en algunas ocasiones, "el AEH se confunde con otras patologías e incluso hay casos en los que se les ha llegado a practicar cirugías innecesarias, como traqueotomías o extirpación del apéndice u ovarios".

"Hasta un 10 por ciento de los afectados por angioedema hereditario puede llegar a sufrir a lo largo de su vida un edema laríngeo y hasta un 90 por ciento de ellos padecen angioedemas abdominales", ha apuntado. Además, el doctor Cicardi ha afirmado que es "habitual que también presenten, sin previo aviso, edemas en las extremidades, manos o pies, y en cualquier parte del cuerpo", ha explicado.

Por todo, el doctor ha subrayado que resulta "vital" el tratamiento temprano de los ataques de angioedema porque, "cuanto antes lo trates, antes remitirá el edema". "Según mis estudios, aproximadamente un 10 por ciento de estas crisis se pueden producir en la laringe y éstas pueden ser potencialmente mortales. En esos casos acceder a la autoadministración puede llegar a salvar la vida del paciente", ha resaltado.

El AEH es una enfermedad de origen genético que se caracteriza por repentinos ataques de edema (inflamación) de la piel (manos, brazos, pies, piernas, muslos, cara y genitales) o en las membranas mucosas (tracto gastrointestinal, laringe o garganta). Los expertos señalan que, en algunos casos, estas inflamaciones pueden llegar a desfigurar al paciente y ser muy dolorosas, especialmente en los ataques abdominales. Los edemas de laringe pueden ser potencialmente mortales debido al riesgo de de asfixia.