Un cambio en la relación entre médicos y aseguradoras es fundamental para la suma de intereses en el sector sanitario privado

Aumentar textoDisminuir texto
Imprimir noticiaEnviar a un amigo

Dos hechos relevantes y, en cierto modo amenazantes, planean en estos momentos sobre el sector sanitario privado, por una parte, la inestable relación MUFACE-compañías aseguradoras, y, por otra, el nuevo enfoque que el Parlamento ha otorgado a los conciertos entre lo público y lo privado en el ámbito sanitario. Bajo este escenario se ha celebrado una Jornada, en la sede de la OMC, que ha conseguido reunir a representantes de todas las partes implicadas: Colegios de Médicos, Aseguradoras, Administraciones sanitarias, y de los propios profesionales con el fin de analizar, precisamente, el presente y futuro de este sector sanitario que ofrece asistencia sanitaria a casi más del 30 por ciento de la población

Madrid, 4 de diciembre 2009 (medicosypacientes.com)

Descripción de la imagen

De izda. a dcha. el vocal nacional de medicina privada
por cuenta ajena, Dr. José María Nieto; el secretario general
del CGCOM, Dr. Serafín Romero; el editor de "Medical
Economics", Manuel García Abad; y el vocal nacional
de medicina privada por cuenta propia, Dr. José
Ignacio Catalán.




Una Jornada de alto interés, y en un momento especialmente oportuno, tuvo lugar ayer jueves en la sede de la Organización Médica Colegial. En torno al “Presente y Futuro de la Asistencia Privada en España”, título de la misma, se sentaron alrededor de una mesa representantes de Compañías Aseguradoras, de la Administración sanitaria, de los Colegios de Médicos, y de los propios médicos, además de expertos en esta materia, para intentar dar pasos adelante en un sector asistencial como es el privado, considerado fundamental en el conjunto del sistema sanitario español, con una cobertura que casi sobrepasa el 30 por ciento de la población.

Como expuso el secretario general de la OMC, el doctor Serafín Romero, al inicio de la segunda mesa incluida en estas Jornadas, "El seguro privado de salud y su futuro", "hay dos detonantes que han impulsado esta Jornada como es la relación que el binomio MUFACE-compañías aseguradoras nos presenta para 2010; y el nuevo enfoque que el Parlamento ha otorgado a las relaciones entre lo público y lo privado con respecto al tema de los conciertos entre público y privado. Esta situación, cuanto menos, enciende las alarmas puesto que nos movemos sobre un terreno en crisis".

Es por ello que, a juicio de este representante de la OMC, "ha llegado el momento de percatarnos de que podemos tener objetivos comunes y de que podemos marcar en un nuevo escenario en pro de mejorar la satisfacción de los profesionales". Precisamente, el doctor Romero, hizo referencia a datos significativos procedentes de encuestas recientes tales como que el 86 por ciento de los colegiados cree que la situación de relación con las compañías aseguradoras entraña tal dificultad que se apela a la participación o ayuda de los colegios profesionales.

El médico en el sector privado

Precisamente, la situación del médico y su visión sobre este sector fue uno de los aspectos que más debate generó a lo largo de esta mesa. En el sector privado, como recordó, el consejero delegado de la Compañía Asisa, Enrique de Porres, el médico, por lo general, no es un trabajador sino un empresario. "Normalmente, trabaja voluntariamente, nadie le obliga y debería tener mecanismos como han tenido otras profesiones para organizarse, para asociarse, para compartir esfuerzos y costes, pero lamentablemente, ese trabajo no está hecho. Es una carencia que como colectivo llevamos teniendo mucho tiempo, y es tiempo de ponernos en marcha para trabajar de otra manera".

De una manera similar percibe la situación el representante nacional de medicina privada por cuenta propia, el doctor José Ignacio Catalán, "el médico del sector privado actúa como un auténtico empresario que debe ofertar sus servicios al mercado sanitario, siempre que su actividad privada no haya sido contratada por compañías u empresas y no esté, por tanto, sujeto al régimen laboral que concierte con las mismas". "Esta oferta -prosiguió- ha de hacerla bien en forma individual o agrupado con otros compañeros en sociedades profesionales".

Por su parte, el representante nacional de medicina privada por cuenta ajena, el doctor José María Nieto, se mostró convencido, como así lo expresó durante la clausura de esta Jornada, de que la Sanidad privada "acabará encontrando su sitio en el conjunto del sistema y que irá cada vez mejor". "Es una Sanidad -añadió- que se defiende por sí misma". A su juicio, algún paso para alcanzar este objetivo pasa por valorar el acto médico tal como es, para valorar, asimismo, la forma de actuar. "Se puede colaborar, perfectamente, con el sector público, que tiene su sitio, lográndose a través de un pacto por la sanidad privada", según solicitó el doctor Nieto.

Descripción de la imagen

Momento del encuentro sobre Medicina privada
en la OMC.

Otro de los intervinientes, el ex director de evaluación y acreditación del Gobierno Balear, el doctor Jaume Orfila, se mostró partidario de la adaptación de una serie de medidas, entre las que cabe destacar, la creación de un observatorio permanente impulsado desde la OMC para la asistencia sanitaria privada.; mayor implicación en la generación del conocimiento; también considera necesario crear oficinas de desarrollo profesional en los Colegios de Médicos con el fin de que el médico se sienta atendido, con información preferente desde el punto de vista administrativo, fiscal, etc.,, además de demandar la supresión del complemento de exclusividad para que el médico pueda ejercer con libertad en el sector privado.

El director general adjunto de Mapfre familiar, Arturo Chevalier, informó, por su parte, sobre la situación desde la perspectiva de la aseguradora, en este caso, MAPFRE, de los conciertos con MUFACE, que están siendo suprimidos. Ante estos cambios, una de las medidas a adoptar, en su opinión, es la búsqueda de nuevas formas de relación con el profesional y también incorporar nuevas prestaciones para atraer al asegurado privado.

Finalmente, el doctor Julián Ruiz-Ferrán, ex presidente del Comité de Asistencia Sanitaria de la Asociación Europea de Aseguradoras, disertó sobre el futuro del aseguramiento privado en Europa que, a su juicio, se enfrenta a una serie de desafíos tales como el envejecimiento de la población; libertad de movilidad por Europa; y una reciprocidad entre Estados miembros a la hora de tratar a sus pacientes. Asimismo, abogó por la creación de un catálogo específico de prestaciones sanitarias europeo, ya que, en su opinión, aportaría mayor claridad, por ejemplo, a la asistencia transfronteriza.

Principales problemas de los médicos con las aseguradoras

Desde la Vocalía Nacional de Medicina Privada por Cuenta Propia, representada por el doctor José Ignacio Catalán, se han recopilado los principales problemas que distancian a los médicos de las aseguradoras.

1-No existe un contrato único de arrendamiento de servicios entre entidades aseguradoras de enfermedad y profesionales médicos, debido a que no se ha llegado a un acuerdo para asumir el aprobado por la Asamblea General de la OMC. Por tanto, se está sujeto al que presentan las aseguradoras de lo que deriva una inestabilidad laboral en cuanto a que se puede dejar de pertenecer a las mismas según su criterio, independientemente del número de años que se lleve y sin posibilidad de reclamación. Además de la dependencia de la demanda a su criterio.

2-Se detecta una desigualdad en los honorarios profesionales no sólo entre las diferentes compañías, propio de la libre competencia, sino también de las mismas entre las diferentes provincias.

3-No se garantiza la normalización de los honorarios ni su incremento en relación al coste de vida.

4-Se sufren retrasos y errores en la facturación de los honorarios, aunque en la actualidad, y dada la participación directa telemática del acto médico, es menos frecuente. El médico soporta la carga de personal derivada de la misma.

5-No se contempla la actualización en tecnología propia invertida en mejora de la calidad de la asistencia.

6-Desaparición de los honorarios basura. Se solicita que no se contrate a médicos para trabajar por debajo del coste, pues podría poner en peligro la calidad prestada.

7-Aunque existen compañías que se preocupan de la formación continuada y de la gestión clínica, no es lo habitual ni uniforme en todas las regiones.

8-Como prestador de asistencia, el médico es el que realiza el gasto sanitario en beneficio del paciente, y si éste reclama, el responsable último siempre es el profesional, que tiene obligación de aplicar las modernas tecnologías en el tratamiento del mismo. Sin embargo, en caso de un gasto sanitario elevado, la compañía también le reclama al médico el gasto realizado, convirtiéndose éste en un verdadero gestor económico de sus recursos.